#TAGS
Please reload

© 2023 by Annabelle. Proudly created with Wix.com

Analkia: órganos de vida.

January 30, 2017

Autorx: La nahuala. Miembro de Joterismo: feminismos jotos y analquía y el colectivo Manada de Jotas, en México.

 

Analkia: órganos de vida

 

El corazón es un órgano de tormentas, en su interior, las alegrías, las insurrecciones, la desolación, los cuestionamientos y la rabia estallan constantemente.

¡Y es que el mirarse el corazón, y el mirarse por dentro  puede suponer un gran susto! De esas veces que caminando por una calle solitaria sientes la presencia de alguien que está dispuesto a dañarte… tu corazón se acelera, tu pensamiento bombea ideas en demasía, tu cabeza trata de mirar la distancia en que se encuentra ese alguien, tu manos sudan, pero simplemente endureces el cuerpo… ¡dispuesta a responder, empuñas las garras!.

Un analkismo marika tiene que ver con eso, con garras afiladas, tiene que ver con poner el cuerpo como estrategia de vida contra los rostros más heterofascistas que existen: el patriarcado, el machismo, el Estado, el capital, la iglesia. Pero también supone luchar contra un enemigo interno que tiene tú mismo rostro, tú mismo olor, y donde yace una semilla podrida implantada y cosechada por el mundo. Esa semilla ha germinado y se llama humanismo neofascista, privilegios y pacifismo.  Y es que es cierto que este compendio de conceptos teóricas, como patriarcado, Estado, heterocapitalismo pueden sonar como trabalenguas o abstracciones de lo que vivimos día con día, pero desde acá las estamos pensando como  mapas sensibles que guíen la acción, que construyan frentes de lucha para descontaminarnos de los virus que este sistema nos ha metido en forma de tristezas, inseguridades o imaginarios ciudadanos. La analkia se vive desde el cuerpo, arrancando la desesperanza y las jerarquías. Y como dice el compa Christian Ferrer “-la pregunta por el poder jerárquico- significa, quizá que la posibilidad radical sigue abierta […]. El anarquismo sería entonces una sustancia moral flotante que atrae intermitentemente a las energías refractarias de la población. Opera como un fenómeno escaso, como un eclipse, un atractor de las miradas que necesitan comprender la existencia del poder separado de la comunidad. Cabría decir que el anarquismo no existe: es una Insistencia”.

La analkia se colorea en ese sentido ¡es una insistencia y resistencia!  ¿Cuál es el posicionamiento de nuestras existencias marikas, como flujos de vida? ¿Qué pistas podemos encontrar si ponemos a dialogar existencias antiautoritarias con nuestra cotidianidad y con encontrarnos?

¡Qué el cuerpo hable y construya su propia micro política! ¡Por eso el corazón es un órgano de tormenta porque ahí comienza la vida contra la guerra!

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload

Resistencia y disidencia sexual en tiempos de Capitalismo gore y necropolítica

June 16, 2019

Cartografía criminal: identificación por perfil racial y el Ayllu.

November 2, 2018

1/15
Please reload

This site was designed with the
.com
website builder. Create your website today.
Start Now